Sobre Mazmorra

Mazmorra es un espacio comunitario dedicado a la Sexualidad Libre, en el cual entran en contacto e interactúan personas interesadas en múltiples prácticas de sexualidad, desde las más diversas orientaciones sexuales e identidades de género. Desde sus diferentes aspectos, Mazmorra posibilita a que sus usuarixs puedan conocerse entre sí y favorece el intercambio de información, materiales y experiencias que puedan expresar sus intereses o tendencias en el plano de lo eróitco y lo sexual, contemplando también sus implicancias culturales, políticas y sociales.

En Mazmorra creemos fuertemente en una sexualidad libre, sana y disfrutable. Entendemos por tal una sexualidad orientada hacia el placer, la exploración, la expresión y la diversión, una sexualidad que se aparta de toda forma de prejuicio y/o violencia y que aporta tanto a la construcción individual como colectiva.

Esta concepción descansa sobre dos pilares fundamentales: el Consenso y la Seguridad. Toda práctica de sexualidad válida, para ser tal, requiere que sus participantes sean personas adultas, que comprendan los alcances e implicancias de su realización, que se encuentren en capacidad de consentir esa realización (o bien rechazarla) y que estén dispuestas a tomar las medidas de seguridad adecuadas para evitar que la salud se vea afectada como consecuencia de llevarla a cabo.



Respeto y seguridad

Para el buen funcionamiento del espacio resulta imprescindible que todxs lxs miembrxs observen las reglas de convivencia estipuladas para cada uno de sus ámbitos en particular. Mazmorra tiene la potestad de administrar diversas medidas de moderación, sanción y/o expulsión de aquellxs que por acción u omisión incumplan las reglas, perjudicando a alguien o a la comunidad en general.

Mazmorra se encuentra en contacto permanente con organizaciones y especialistas en violencia de género, abuso y otras problemáticas comúnmente asociadas a la esfera de la sexualidad. En caso de que un incidente excediera el contexto de Mazmorra, se facilitará a las personas involucradas la información necesaria respecto de los medios para obtener asistencia adecuada ante la situación.

Recomendamos a lxs usuarixs tener precaución en las interacciones que lleven adelante en el contexto del sitio. Es necesario recordar que todo contacto virtual tiene garantías muy limitadas respecto a la autenticidad de la identidad de la persona con quien se entra en contacto, así como respecto a la veracidad de lo que dicha persona expresa. El intercambio de datos personales y las condiciones para concretar un encuentro personal deberían ser asuntos a manejar con extremada cautela. El plano comunitario y sus actividades resulta un contexto ideal para conocer más profundamente a las personas en lo referido a la seguridad.



Diversidad y Libertad

Mazmorra ha sido por más de 10 años la plataforma de referencia más grande del mundo hispanoparlante en temas de la así llamada “sexualidad alternativa”. Si bien ésta etiqueta vuelve rápidamente comprensible el tipo de contenido que puede ser encontrado en el contexto de Mazmorra, resulta una caracterización problemática y pasible de revisión. En Mazmorra consideramos que ninguna práctica de sexualidad es “alternativa” (amén de la cantidad de gente que la realice, estadísticamente hablando), sino que toda práctica sexual o erótica responde a una posibilidad intrínseca del deseo.

Todos estos intereses –siempre y cuando se inscriban como prácticas legítimas- suponen un derecho de las personas a gozar de su realización de forma libre de determinaciones y presiones externas. Por este motivo, entendemos que la calificación más adecuada para el tipo de sexualidad que defendemos y propiciamos es la de “Sexualidad Libre”. Es sólo a través de una tradición históricamente determinada que algunas prácticas han sido naturalizadas y priorizadas, mientras que otras han sido patologizadas o soslayadas. Contrariamente, en Mazmorra sostenemos que todos los caminos de exploración de la propia sexualidad y condición son legítimos en tanto no supongan una atropello de la voluntad ajena ni impliquen riesgos físicos o psíquicos.

Abogamos por una sexualidad libre de censuras y tabues, considerando que el contenido que puede apreciarse en el sitio es tan solo la expresión de la sexualidad de las personas una vez se han retirado las interdicciones tradicionales sobre la materia. Por este motivo, avalamos y promovemos todas las formas de relacionarse sexo-afectivamente que puedan imaginarse dentro del marco del consenso (monogamia, poligamia, poliamor, etc.).

Como consecuencia de todo esto, creemos que la sexualidad es una dimensión con potencialidades y variables infinitas en donde cada persona desarrolla aspectos y rasgos únicos. Es el derecho de cada quien explorar estos planos de su identidad sexual en la medida en que sea legítimo. En Mazmorra nos proponemos brindar herramientas para que éste fin pueda alcanzarse de forma segura, responsable y disfrutable.



Igualdad

Mazmorra no avala ni reproduce ninguna forma de discriminación. Ante la Comunidad, todxs tienen iguales derechos. Repudiamos cualquier forma de discriminación fundada en género, edad, etnia, religión, ideología, orientación sexual, identidad de género, rol de género, posición económica, nivel académico, etc,. Así también, consideramos que las temáticas, intereses y prácticas expresadas en el contexto de este sitio se ubican dentro del horizonte de la diversidad sexual e identitaria. Con esto, las personas registradas en Mazmorra quedan caracterizadas como integrantes de un determinado grupo identitario respecto a temas de sexualidad.

Mazmorra reconoce los derechos inalienables al respeto y a la no-discriminación de dichas personas como poseedoras de una práxis vital legítima y de ningún modo censurable, en tanto que la expresión de estas características no puede ser interpretada como agraviante para quienes no compartan las tendencias aquí expresadas.

Consideramos que el contenido publicado no resulta ofensivo en lo que se refiere a la sensibilidad de quienes entran en contacto con el mismo: debido a que tanto el acceso al sitio como la asistencia a las actividades en él publicadas en el mismo son realizadas de motu propio por las personas que voluntariamente acceden a Mazmorra.


Género e Identidad

El género constituye uno de los elementos decisivos de determinación individual y puede ser entendido desde dos aspectos: el social y el individual.

Socialmente el género se refiere a las concepciones imperantes respecto de las funciones, comportamientos, actividades y atributos que cada sociedad considera apropiados para sus miembros. Se trata entonces, de una construcción colectiva y no de una separación de roles naturales o consustanciales a la condición biológica de las personas (el sexo refiere exclusivamente a la clasificación biológica/física de las personas según su genitalidad, carga hormonal y fisonomía general, mientras que el género refiere a atributos de la conducta de los individuos).

Individualmente, el género se expresa como una percepción subjetiva que cada quien tiene sobre sí mismx respecto a sentirse hombre, mujer o de un género no binario. En tanto fenómeno de autopercepción, la identidad de género invidivual es automáticamente la que dicha persona declara, no siendo materia pasible de opinión por parte de tercerxs.

Mazmorra, por lo tanto, reconoce y respeta únicamente el género autopercibido y rechaza la validez de cualquier pretensión externa por determinar qué condiciones de género deben asumir una persona. Del mismo modo, consideramos que ningún comportamiento es adecuado o inadecuado para un determinado género, sino que cada quien es libre de expresar su identidad del modo en que lo prefiera o le resulte conveniente en este aspecto.


Orientación Sexual

La orientación sexual refiere a un patrón de atracción sexual, erótica, emocional o amorosa hacia uno o más grupos de personas. Este patrón puede estar dado por cualquier elemento, ya sea el género de una persona, un cierto tipo de personalidad, una conducta valorada positivamente, el interés compartido en una práctica determinada, etc.

Resulta imposible catalogar las variables que pueden despertar el interés sexo-afectivo de una persona, en tanto constituyen una circunstancia individual y particularísima de la experiencia vital de cada quien. Estos intereses, además, son susceptibles de cambiar y reelaborarse en el tiempo, así como de permanecer indeterminados indefinidamente.

Así también, existen orientaciones que sólo contemplan una dimensión afectiva, pero no sexual, o viceversa. Mazmorra reconoce y respalda la totalidad de las orientaciones posibles que pueda tomar el deseo de una persona, considerando que no hacerlo constituye un acto de discriminación y de violencia.


Diversidad Sexual

Las combinaciones posibles de identidades de género y orientaciones sexuales generan un universo infinito (y en permanente cambio) de identidades sexuales posibles. Mazmorra promueve el respeto ante todas estas variables, así como la inclusión, la visibilización y defensa del libre derecho a la identidad sexual.

Dentro de este espacio la diversidad no se expresa como la “diferenciación” entre sus miembrxs, sino, por el contrario, como la pluralidad que emerge del colectivo de identidades sexuales. Es nuestro cometido respaldar vigorosamente esa diversidad, así como el legítimo derecho de las personas que la componen a desarrollar tales aspectos de forma libre y benéfica.

Invitamos a todas las expresiones a este espacio, para que intercambien y debatan sobre estos temas de forma cordial y productiva, con el fin de crecer colectivamente y profundizar sobre el tópico de la sexualidad en general.


Reglas de las reuniones y eventos

Los eventos en Mazmorra son muy grandes, con muchos asistentes y muchos elementos al alcance de la mano. Es por esto que es conveniente elaborar unas reglas para garantizar la seguridad de todos los participantes.

Estas reglas se dividen básicamente en tres: Los tipos de prácticas, el consumo de alcohol y una colección de reglas varias.

Tipos de prácticas

Prácticas no permitidas

Queda prohibido realizar cualquier tipo de práctica relacionada o que incluya lluvias de cualquier tipo, scat, cortes, asfixias (o cualquier juego de respiración) y sangre.

Prácticas que requieren previa autorización

Debe avisarse en mesa de entrada o a algún colaborador del evento (llevan un cartel identificatorio negro) si se desea realizar cualquier tipo de suspensión. En caso de autorizarse, un colaborador instruido en el tema presenciará la sesión sin participar, pero observando que todo se haga bajo un marco de seguridad. En caso de que esto último no pase, el colaborador puede (y debe) detener la sesión.

Si algún participante desea realizar o participar en una sesión de agujas, esta debe ser informada a la administración en los días previos al evento. En caso de autorizarse se preparará el marco adecuado de higiene y seguridad. De realizarse, se hará al estilo performance en un horario pautado.

Prácticas riesgosas

En las habitaciones del evento se pueden encontrar varios carteles explicativos (algunos hasta con dibujos) sobre buenas y malas prácticas. Dónde golpear, dónde atar, etc.

En caso que algún participante observe que hay alguien sesionando que no cumple con estas buenas prácticas, está en derecho a acercarse discretamente y advertirle de buen modo el error. De repetirse, y previo informe a algún colaborador la sesión será interrumpida.

Alcohol

El alcohol puede ser un factor que transforme un juego en un mal momento. Es por eso que se establecen límites en la cantidad de alcohol consumido. Si un participante desea sesionar, no puede hacerlo si consumió por demás del límite estipulado. Asimismo, aunque el invitado no desee participar de ningún juego, también existe un límite (mayor) de alcohol permitido, después del cual no podrá comprar más bebidas alcohólicas.

El barman o el encargado de la barra se reserva el derecho de no expedir alcohol a quién no lo considere prudente.

Reglas varias

Están prohibidas las fotos y cualquier tipo de grabaciones

Para preservar la intimidad de los asistentes, aquel que sea visto con cualquier dispositivo de grabación (aunque no lo está usando) tendrá que retirarse del evento.

Prohibido usar celular

Se prohiben los celulares para evitar que alguien pueda sentirse incómodo y sospechar que le están sacando fotos. Para evitar malos entendidos, directamente no se puede usar celular, ni para mirar la hora.

Nadie puede tocar a nadie que no se lo haya permitido

En los Eventos pueden darse situaciones de exposición. No hay que confundir esto con la invitación o habilitación a tocar a las personas en tales situaciones. Quienes no entiendan o no respeten este punto serán echados y denegado el acceso a futuras reuniones. La interacción entre dos o más personas requiere siempre de consenso explícito.

Nadie puede intervenir en una sesión en la que no participa

Salvo que se estén violando las reglas antes expuestas, nadie puede intervenir, ni nadie puede pretender participar de una sesión ajena. Se debe ser muy respetuoso ante estas prácticas.

Tu número de inscripción es el:

La dirección del lugar es .

Te esperamos el a partir de las hs



Inscribir acompañantes que no tengan usuario en Mazmorra (opcional)

Cargando...

Para ejecutar la acción requerida es necesario completar los siguientes datos:



Fecha de nacimiento: (no se publica)